dilluns, 6 de desembre de 2010

La ciutadella, un parque introvertido



















Jardines de luxemburgo de Henri Rousseau



El parque de la Ciutadella es uno de los más grandes de Barcelona, sin embargo que el zoo se encuentre en su interior, en lugar de favorecerle, creo que lo perjudica, pues se come parte de los terrenos, y dificulta el paso en la parte del perímetro ocupado, y sobretodo hacia el mar. La urbanización del parque se encargó a Josep Fontserè, que se basó en el parque de Luxemburgo de París. Los puntos fuertes del parque son el intento de integrarlo en la malla del Eixample (aunque se olvidaran de la Meridiana), y la primera intención de organizarlo en dos partes muy diferenciadas, una amplia, arbolada, pensada para pasear y otra más orgánica y éxotica, ideal para perderse; pero que por desgracia se han ido difuminando.


Sin embargo el parque de la Ciutadella, no hace de gran parque para la ciudad, actualmente tiene un uso más doméstico, para las zonas que lo rodean, sobretodo para Ciutat Vella que carece de parques. El colocar equipamientos es acertado, pues se potencia su uso a través de nuevas posibilidades. Excepto el zoo, pues la necesidad de enjaular y colocar vayas lo hace introvertido, cerrándolo a la ciudad. Hace falta potenciarlo mucho más para que realmente llegue a ser considerado como uno de los parques de la ciudad.

No puedo evitar compararlo con el que es uno de los grandes parques urbanos públicos, CENTRAL PARK (En Tarragona no existe ningún parque con el que pueda compararlo). Sus dimensiones, su programa y el proyecto, lo hacen ser un referente. Diseñado por Fredericl Law Olmsted es el pulmón de Manhattan. Su adaptación casi perfecta a la malla, así como el mantener las cuatro circulaciones transversales, son parte de su éxito. Hay toda una jerarquía de calles dentro del parque que permiten la disgregación de las actividades, así como una fácil circulación por el interior en cualquier dirección. También tiene una serie de equipamientos (sobretodo en el perímetro) que contribuyen a augmentar las posibilidades del mismo. Es un parque con mucho uso, donde los neoyorkinos acostumbran a ir, e incluso muy visitado por los turistas que van a la ciudad.